Desabridos…

La otra orilla era el río

este mundo desabrido

el insomnio es tan frío

las estrellas ambulantes.

Este esperar tan nocivo

esta escuela sin arte

las dudas un abrigo

la demencia escaparate.

Este infortunio tan mío

este vacío tan pedante

este llorar todo un rito

este beber agonizante.

Esta gabela que aprieta

esas espaldas que miran

esa fantasía suicida

ese amar de la ira…

Esta sonrisa que miente

esta lectura que agobia

vivir tan en presente

rutina que mata, desilusiona.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s